Ofertas Vacaciones Verano 2012 en la Costa de Cantabria

Imagen: vacacionesencantabria.com

Ahora que se acerca el verano y disponemos de unos días de descanso, podemos aprovechar para conocer zonas de la Costa Occidental de Cantabria que, muchas veces, pasan desapercibidas para el turismo ocasional y que, sin embargo, constituyen un atractivo que a nadie deja indiferente.

Además, en la actual situación económica, las tarifas de alojamiento y restaurantes son más económicas que en el pasado. En muchos hoteles, casas rurales y apartamentos los precios están rebajados en torno a un 2o% e incluso algo más. Las empresas de hostelería tienen numerosas ofertas para este año.

Cuando se tienen pocos días para disfrutar, lo ideal es ubicarse en un solo lugar, por ejemplo, la villa de Comillas, uno de los pueblos más interesantes de toda la zona Occidental, en que además de su belleza costera, tiene un gran patrimonio arquitectónico y monumental y que además, está muy próximo otros puntos turísticos muy conocidos, como San Vicente de la Barquera o Santillana del Mar.

Sin embargo, proponemos, no solamente conocer las playas y los monumentos, sino dedicar medio día a adentrarnos en Monte Corona, haciendo una ruta en coche o a pie que nos proporcionará otra visión más amplia y muy especial de lo que constituye otro de los tesoros de la Costa Occidental de Cantabria. Constituye una importante masa forestal, con especies autóctonas, pinos, alerces, abetos, pinos, etc. La ruta tiene 16 Km. con pendientes suaves y sin dificultad.

Saliendo del pueblo de Caviedes, muy cerca de la autovía, comenzamos la ruta hacia la ermita de San Antonio ya en pleno Monte Corona, continuamos hacia el Mirador de los Pintores Montañeses, donde gozaremos de unas vistas del espléndido monte. En el recorrido veremos que hay  barbacoas, bancos y mesas muy adecuados para preparar un buen almuerzo o merienda.

Siguiendo con la ruta, continuamos en dirección a una torre de vigilancia de incendios y un poco más adelante encontramos la segunda ermita, San Esteban. La ermita se alza en medio de un pequeño altozano, rodeada de una braña y bordeada de un pequeño muro de piedra. Tiene un mirador con una mesa de orientación que nos permite localizar muchos lugares de la costa, desde San Vicente de la Barquera hasta Comillas. Desde aquí con una pendiente suave, descendemos hasta la Ría de la Rabia, en el parque de Oyambre, un lugar idóneo para observar aves y continuaremos por la costa para regresar a Comillas.


Relacionados:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *